• 28 febrero, 2024 2:08 am

CONAS desarticuló al GEDO «Tucaní» en La Sabana

Vía @seguridad_merida

De acuerdo a una minuta divulgada por la Zona Operativa de Defensa Integral (ZODI) número 22 Mérida, se precisó que efectivos adscritos al Comando Nacional Antiextorsión y Secuestro (Conas) de la Guardia Nacional Bolivariana (GNB) desarticularon un Grupo Estructurado de Delincuencia Organizada (GEDO), denominado «Tucaní» que se dedicaba a extorsionar a campesinos en diversas localidades de la entidad merideña.

Esta acción militar enmarcada en la Operación Cacique «Murachí», ocurrió la tarde de este jueves en la finca Don Eduardo del sector Las Lomas, en La Trampa, municipio Sucre del estado Mérida, sitio en el que se registró un enfrentamiento a tiros entre los funcionarios y los presuntos antisociales.

Los uniformados realizaron este operativo para darle respuesta a varias denuncias hechas por las víctimas, en contra de estos individuos en los municipios Sucre, Campo Elías, Andrés Bello y Obispo Ramos de Lora de la entidad.

Durante la balacera fueron neutralizados cuatro ciudadanos de sexo masculino, de nacionalidades venezolana y colombiana y de quienes las autoridades reservaron sus identidades debido a que las averiguaciones están en pleno desarrollo.

El boletín también reseñó que estos individuos tenían un censo de al menos 500 familias que extorsionaban a cambio de resguardar sus propiedades e integridad física.

Los uniformados les incautaron al GEDO «Tucaní»: un rifle AR-15, calibre 7,62×59 con dos cargadores con 30 proyectiles sin percutir; un rifle semiautomático 336CS, calibre 30/30 con 28 cartuchos sin usar, tres pistolas calibre 9 milímetros con 12 balas, dos chalecos antibalas, cuatro radios trasmisores portátiles con tres cargadores, un GPS, un binocular tres teléfonos celulares, una computadora laptop, dos motos de color azul, cuatro carpas y vestimenta camuflada de uso militar que los vincula con un grupo irregular.

Al sitio acudieron funcionarios de la Brigada de Investigaciones de Homicidios Mérida del Cicpc y del Servicio Nacional de Medicina y Ciencias Forenses quienes levantaron los cadáveres e iniciaron las indagaciones de rigor.